Mano a mano

Una iglesia construida a mano por la gente del barrio, una red asistencial que ha ido perfeccionándose con los años, el primer edificio de talleres para Formación Profesional... Una realidad parroquial y educativa, social y pastoral en un barrio de Tarragona, Bonavista.

COMPARTE
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

Con motivo de la campaña que lleva por lema «Una Iglesia y mil historias gracias a ti», destacamos una que ha tenido gran importancia para la archidiócesis de Tarragona. Una realidad parroquial y educativa, social y pastoral, en el barrio de Bonavista. Este barrio se desarrolló en la década de los años sesenta fruto de un flujo migratorio que buscaba mejores perspectivas de vida. Una iglesia construida provisionalmente a mano, con el esfuerzo y el empuje de la gente del barrio, que deseaban disponer de un lugar para encontrarse con Dios.

En los primeros años, Bonavista sufría graves carencias en infraestructuras básicas, una de ellas en el ámbito educativo. Entonces la parroquia, poco a poco y con mucho esfuerzo, fue cubriendo las necesidades de la zona. Fue la Iglesia y, en definitiva, la gente del barrio, quienes con este esfuerzo impulsaron una red asistencial que ha ido evolucionando y perfeccionándose con el paso de los años hasta llegar a hoy en día.

El año 1967 nacía el Colegio Nuestra Sra. de Lourdes, dos años más tarde esta escuela –que ya se había convertido en el lugar de referencia para los encuentros y reuniones de la gente del barrio-, inauguraba el primer edificio de talleres para Formación Profesional. El año 1992 se fusionaron las escuelas de formación profesional y la primaria del colegio y de esta unión nacía la Escuela Joan XXIII. Actualmente la escuela cuenta con tres líneas educativas y es referente en la formación profesional de la provincia. Está siendo una herramienta de formación humana y profesional para muchos de los jóvenes del barrio, ofreciéndoles un futuro mejor.

Santa María de Bonavista - Tarragona

Con los años, la actual escuela diocesana ha ido creciendo y adaptándose a las necesidades de la sociedad y a los cambios del sistema educativo. Un claro ejemplo es la introducción de un aula de acogida, dirigida a alumnos extranjeros con desconocimiento de nuestra cultura y lengua.

La labor social que lleva a cabo la parroquia de Santa María de Bonavista, como tantas otras parroquias, es inmensa. La principal, sin ninguna duda, es la que se lleva a cabo su Cáritas parroquial con acogimiento y seguimiento de unas 80 familias, atendiéndolas con todos los medios que tiene a su alcance, pero también destaca la colaboración con entidades del barrio de carácter social, como el comedor social, el Hogar de jubilados o el Centro Cívico.

El arzobispado quiere agradecer ahora al barrio el esfuerzo de todos los que hicieron crecer a su iglesia en los momentos más difíciles. A principios de 2016 se inaugurará una nueva iglesia parroquial, con modernas instalaciones que permitirán seguir ofreciendo el servicio pastoral, social y humano que el barrio siempre ha merecido.

Una historia entre miles, porque “todo aquello que hicisteis a uno de estos hermanos míos más pequeños, a mí me lo hicisteis” (Mt 25, 40). Esta frase del Evangelio toma especial relieve en el contexto de la Jornada de la Iglesia Diocesana, un momento significativo del año en el que somos más conscientes de la gran acción pastoral, social, cultural y asistencial que lleva a cabo la Iglesia.

Contacta con tu Diócesis
Suscríbete y descubre la labor de la iglesia
Entrada no válida
Entrada no válida
Entrada no válida