Memoria de Actividades 2015

Un año más la Conferencia Episcopal Española avanza en su compromiso con todas aquellas personas que colaboran con el sostenimiento de la Iglesia, y con toda la sociedad que reclama información veráz sobre los recursos obtenidos por la Iglesia y su destino. Con este objetivo se presenta la Memoria de Actividades de la Iglesia Católica en España 2015. Un documento elaborado por la CEE y auditado por PWC.

COMPARTE
2 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Valorado 40%

 

Durante el año 2015 la Conferencia Episcopal Española recibió un total de 249.614.000€. El 81% de estos recursos obtenidos a través de la Asignación Tributaria se envían directamente a las diócesis españolas para la realización de sus actividades pastorales y asistenciales, el 19% restante se distribuye en función de los criterios aprobados anualmente por la Asamblea Plenaria: seguridad social del clero, retribución de los obispos, proyectos de rehabilitación y construcción de templos, Cáritas Diocesana, etc.

La economía diocesana

El Fondo Común Interdiocesano aporta, con a Asignación Tributaria, una media del 24% de los recursos de las diócesis. La composición varía en función de las dióceisis, pero en términos medios la composición de los recursos que obtiene una dióceisis en España se compone del siguiente modo: 

  • Aportaciones voluntarias de los fieles: 36%
  • Asignación Tributaria: 23%
  • Otros ingresos corrientes: 21%
  • Ingresos patrimonio y otros ingresos: 12%
  • Ingresos extraordinarios: 5%
  • Necesidadeds de financiación: 2%

Los distribución media de los gastos de las diócesis españolas es:

  • Acciones pastorales y asistenciales: 25%
  • Conservación de edificios y gastos de funcionamiento: 27%
  • Retribución del clero: 20%
  • Retribución del personal seglar: 12%
  • Gastos extraordinarios: 10%
  • Aportación a centros de formación: 6%

La labor de la Iglesia

La Memoria se divide en dos partes: la primera corresponde a los datos de la Asignación Tributaria de 2015 y el reparto de fondos, y la segunda a la actividad que la Iglesia Católica realiza en nuestro país: celebrativa, pastoral, educativa, evangelizadora, cultural y caritativa.

  1. La Asignación Tributaria y su distribución

En 2015, la Iglesia recibió un total de 249.614.608 € en concepto de la Asignación Tributaria de los contribuyentes.

La mayor parte (199.718.758 €) más del 80% se distribuyó a las diócesis en función de sus necesidades generales. Cada diócesis, una vez recibida la cantidad que le corresponde, procede a su reparto atendiendo a las normas propias de organización económica diocesana. Este importe supone de media un 24% de los recursos disponibles para las diócesis, aunque para las de menor tamaño puede representar hasta el 80% del total de sus recursos. Se trata de un modelo de reparto basado en la solidaridad y comunicación de bienes, donde prima la capacidad de atender las necesidades básicas, en especial las de las diócesis con menos recursos.

Del resto, un total de 48.154.626 € se destina a partidas  generales como la Seguridad Social del clero; centros de Formación eclesiásticos; funcionamiento de la CEE; aportación extraordinaria para las Cáritas Diocesanas, diversas actividades pastorales realizadas tanto en el ámbito nacional como en el extranjero; campañas de financiación, apoyo a la Conferencia de religiosos; ayudas para construcción y rehabilitación de templos y a instituciones de la Santa Sede, entre otros.

El remanente de este ejercicio se aplica al Fondo de estabilización del sistema.

  1. Actividad de la Iglesia católica

En el apartado dedicado a la actividad celebrativa, se detallan los datos sobre la práctica sacramental en España. En 2015, hubo 231.254 bautismos, 240.094 primeras comuniones, 51.810 matrimonios y 115.164 confirmaciones.

En España se han celebrado más de 9,5 millones de eucaristías al año y más de 10 millones de personas asistieron a Misa periódicamente, en las 22.999 parroquias atendidas por 18.576 sacerdotes.

Las actividades pastorales, sacramentales y de atención personal ofrecidas por la Iglesia suponen la activación de gran cantidad de recursos humanos; sacerdotes, religiosos y seglares entregan lo mejor de ellos mismos al servicio de los más necesitados, en un total de más de 47,03 millones de horas de dedicación a los demás.

Cada euro que se invierte en la Iglesia rinde como 2,24 euros en su servicio equivalente en el mercado. Esto es posible gracias a la entrega generosa de miles de personas que se realiza con gratuidad y eficacia.

Actividad educativa: novedades 2015

Los centros católicos concertados, además de transmitir a los jóvenes los valores que se derivan del Evangelio, suponen un ahorro al Estado de 2.563 millones de euros. Un ahorro que resulta de la diferencia entre el coste de una plaza en un centro público y el importe asignado al concierto por plaza, según ofrecen los datos publicados por el Ministerio de Educación.

Son 1.476.918 alumnos los que se forman en centros católicos (8.649 alumnos más que en 2014).

Un estudio elaborado para la Memoria 2015 pone de manifiesto que la formación católica en los colegios genera importantes beneficios en los alumnos y en la sociedad en comparación con la media española; menores tasas de repetición en todas las etapas, menor gasto por alumno al año, reduce las diferencias sociales, menor índice de criminalidad y mayor tendencia a las donaciones.

Además por cada euro invertido en actividades educativas católicas en colegios se generan 5 euros de forma directa en la sociedad.

Misioneros

La Memoria dedica un apartado a la actividad evangelizadora en el extranjero. En los datos puede verse cómo están distribuidos y cuáles son los perfiles generales de los 13.000 misioneros españoles en el mundo, de los cuales 502 son familias en misión.

Actividad cultural

El patrimonio de la Iglesia es una fuente de riqueza y valor para toda la sociedad. Un patrimonio que anualmente supone para la Iglesia un gran esfuerzo económico en rehabilitación, conservación y mantenimiento ordinario.

Los datos que se ofrecen reflejan el interés turístico que despierta el patrimonio cultural de la Iglesia. En 2015, la participación de millones de personas en peregrinaciones, celebraciones de Semana Santa y fiestas populares de carácter religioso así como las visitas a los bienes inmuebles de la Iglesia generó un impacto estimado en el PIB de España de 32.420 millones de euros, (casi un 3% del PIB).

Actividad caritativa y asistencial

Como venía sucediendo en años anteriores, en el contexto social actual, la Iglesia católica ha incrementado su actividad caritativa y asistencial. En 2015, uno de los principales destinos de los recursos de las diócesis españolas continuó siendo las actividades asistenciales que aumenta en relación al año anterior un 10%.

4.791.593  personas fueron acompañadas y atendidas en alguno de los 8.966 centros sociales y asistenciales de la Iglesia durante el año 2015; es imposible separar esta labor de la actividad pastoral. Los voluntarios que dedican su tiempo y sus mejores esfuerzos a quienes más lo necesitan pertenecen a la Iglesia, han recibido el anuncio de la Buena Noticia y alimentan su fe en la comunidad eclesial. Esa experiencia es la que da razón de ser a toda su actividad.

El valor del impacto de la Iglesia generado por la actividad asistencial corresponde a 589.629.655 €, que equivale al tercer puesto en el ranking de Comunidades Autónomas en materia de gasto asistencial, según un estudio realizado por la consultora KPMG.

Contacta con tu Diócesis
Suscríbete y descubre la labor de la iglesia
Entrada no válida
Entrada no válida
Entrada no válida